seguro para coche nuevo

¿Cuándo contratar un seguro para un coche nuevo?

/

Uno de los primeros trámites que debes llevar a cabo tras comprar un coche nuevo es contratar una póliza de seguro para el vehículo. Se trata de un trámite obligatorio, toda vez que, por ley, el seguro del coche debe cubrir, como mínimo, la responsabilidad civil obligatoria del conductor.

Si te preguntas cuándo hacer el seguro del coche nuevo, la respuesta es antes de retirarlo del concesionario. Esto es así porque la Ley sobre Responsabilidad y Seguro en la Circulación de Vehículos a Motor prohíbe expresamente circular a aquellos vehículos que carezcan del seguro obligatorio o no lo tengan en vigor. Si no lo haces así y sufres un siniestro sin seguro, deberás hacer frente a todos los daños que causes a terceros, además de recibir una sanción grave.

Traspaso del seguro del coche antiguo

Una opción muy interesante de la que dispones al comprar un coche nuevo es traspasar a este la póliza en vigor de tu anterior vehículo. Con esto conseguirás que no se malogre la prima ya abonada. Ten presente que para poder dar de baja un seguro de coche debes avisar a tu compañía con dos meses de antelación a la fecha del fin de contrato, de modo que si esta no coincidiese con la de la compra del coche nuevo, estarías perdiendo la parte de la prima no consumida. Es por ello que las aseguradoras suelen ofrecer la posibilidad de aplicar la póliza en vigor al nuevo coche, adaptando en dicho caso coberturas y prima.

Contratación de una póliza nueva

Otra alternativa a tu alcance consiste en contratar un seguro de coche nuevo. Esta opción te permitirá elegir desde un principio las coberturas que desees suscribir para tu nuevo coche, en función de tus necesidades como conductor y el uso que vayas a hacer del vehículo.

Esta decisión deberás efectuarla antes de sacar el coche del concesionario. No obstante, si albergas dudas al respecto, existe siempre la posibilidad de contratar una póliza de seguro temporal, también denominado «seguro de coche por días», el cual otorga protección para un periodo de uno a veintiocho días.

¿Qué coberturas se recomiendan para un coche a estrenar?

Ahora que ya sabes cuándo contratar el seguro de tu coche nuevo, es fundamental que conozcas también cuáles son las coberturas que en este caso resulta aconsejable suscribir. En dicho sentido, un coche nuevo siempre va a precisar de mayor protección que otro de segunda mano. Eso sí, debes tener presente, asimismo, que cuantas más coberturas contrates, mayor será también el coste de tu póliza.

De todas maneras, las coberturas más aconsejables para un coche nuevo, más allá de las obligatorias, serían:

  • Daños propios. Esta cobertura garantizaría los costes derivados de la reparación de tu propio vehículo aunque hayas sido tú el culpable del siniestro. Esta garantía solo viene incluida en los seguros a todo riesgo. Te recomendamos contratar esta cobertura, ya que las reparaciones de los coches nuevos suelen suponer un importante desembolso económico.
  • Robo. Con esta cobertura te aseguras que tu compañía responda no solo en el supuesto de que tu coche sea robado, sino también del robo de los bienes o accesorios que se encuentren en el interior del vehículo.
  • Incendio. Al igual que sucede con la cobertura de robo, si contratas esta cobertura, recibirás una indemnización en caso de incendio o explosión de tu coche.
  • Retirada del carné. Si dispones de esta cobertura, la compañía sufragará tus gastos de desplazamiento durante el tiempo en que no puedas conducir por haberte sido retirado el carné de conducir por resolución administrativa o sentencia judicial. También suele incluir el coste del curso necesario para recuperar los puntos perdidos.